Categoría

Subscribirse al boletín


maquillaje-dramaticoUna forma de inspirar confianza o inquietud en nuestros pacientes y colegas puede ser por lo que usamos con nuestros uniformes de enfermería. Aunque nos gusta expresar nuestra individualidad, tenemos que ser conscientes de cómo lo hacemos en el entorno laboral. Al saber lo que no debes usar como colega nueva, puedes leer esto para tu ventaja. Puedes ser vista/o como un profesional competente y correcto desde el comienzo de tu carrera.

La primera impresión permanece! Una vez la enfermera estadounidense Renee Thompson trabajó con una mujer que realmente se parecía a una Barbie.  Su cabello era grande y rubio, su maquillaje espeso y audaz, y su escote disponible para que todo el mundo mire con placer. Para empeorar las cosas, aparte de verse inapropiada para una enfermera de noche, ya estaba cerca de la edad de jubilación! A pesar de que era una buena enfermera, nadie creía en ella ni siquiera sus pacientes.

Inicialmente, algunos de sus pacientes incluso pidió que le cambiaran con una enfermera diferente. ¿Por qué? ¿Cómo iban a saber si ella era una enfermera competente o incompetente dentro de los primeros 5 minutos de conocerla? La respuesta es: No pudieron. Ellos hicieron una suposición de que ella era incompetente sólo basados en su apariencia. Otra enfermera con que trabajó Renee fue en un puesto de gestión. Su cabello era de corte limpio, utilizaba un mínimo de maquillaje, su uniforme estaba bien planchado, y sus uñas eran cortas y limpias. Pero, sus zapatos estaban sucios! Parecía como si ella había comprado un viejo par de zapatos de enfermería y siguió puliéndolos. Se veían de color gris. Aunque desde los tobillos hacia arriba transmitió una sensación de confianza, sólo una mirada a sus pies y la gente cuestiona su competencia.

¿Qué debes hacer como una nueva enfermera para que no seas víctimas de falsas suposiciones? Sigue estos consejos para ayudarte a mantener el aspecto profesional:

Sigue las normas de vestir

Si es todo blanco o todo azul, asegúrate de adherirte a la política de uniformes de enfermería. Es posible que desees estirar los límites de la política, porque «todo el mundo lo hace», pero no sucumbas a ello. Sé el último profesional y adhiérete a la política.

Usa atuendo apropiado para el tipo de paciente

Enfermeras que usan chaquetas de uniformes de Bob Esponja o Scooby Doo a menos que trabajes con pacientes pediátricos, no es apropiado en otros servicios. Simplemente no lo hagas. Por favor.

Ten cuidado con tu ropa interior

Ni que decir, si vas a usar delantales blancos, optan por llevar ropa interior que no se vea a través del uniforme. El uso de ropa interior en colores llamativos como el rosa fuerte y negro solo te hará ver poco profesional. Elije los colores piel que no se verán.

Y ten cuidado con las «colas de ballena». Esto ocurre cuando usas una tanga, y al agacharte se vea la parte superior de la correa. Vas a llamar la atención, pero no del tipo que conseguirás el respeto que te mereces como enfermera.

Minimiza accesorios

Grandes joyas, maquillaje pesado y esmalte de uñas brillante puede ser una distracción para tus pacientes, sus familias y tus colegas. Quieres que la gente te mire y escuche lo que estás diciendo. El uso de accesorios abiertamente llamativos desvía la atención en ti y en lo que llevas puesto.

Que loos consejos de la enfermera estadounidence Renee Thompson, no te hagan sentir que no puedes llevar nada divertido en el trabajo o que no puedes expresar tu individualidad. Todavía puedes ser diferente de tus pacientes y de otros colegas. Por ejemplo, puedes usar calcetines divertidos o traer una botella de agua creativa o la bolsa del almuerzo. Recuerda que tu objetivo es inspirar confianza en ellos, con la esperanza de que ellos te vean como una enfermera profesional y competente.

Referencia: Thompson, Renee. Julio 2014. 5 Tips for New Nurses: What NOT to Wear with Your Uniform! Revisado en la web el 3 de Julio 2014. Traducido al español.

Leave a reply

Cancel reply